Varia

Pontecesures , en la alta politica medieval !

Así pues, el obispo después de tomar una decisión saludable y útil, pre firió no vengar su injuria a que el infante fuera retenido en una vergonzosa prisión. Y así envió mensajeros a sus traidores y enemigos para que solta ran al infante y no temiesen que cayera sobre ellos la venganza del crimen, que habían cometido contra él. Al oír esto, los traidores prometieron que lo harían de buen grado, con tal que el conde Pedro con un pacto similar olvidase el odio de las injurias cometidas contra él. Fijado, pues, día y lugar el ya mencionado pontífice convocó en el puerto del río Ulla, que se llama «de Cesures», igualmente a los traidores y al conde, a los cuales antes había comprometido firmemente con un juramento de lealtad, para que no trataran de maquinar algún mal unos contra otros en aquella reu nión. No podemos contar ahora las múltiples sentencias de los distintos procesos y los variados informes que se expusieron allí pública y privada mente, pero no debemos pasar en silencio lo que sucedió en nuestra pre sencia.

Pagina 113 , de la Historia Compostelana, anotaciones de Emma Falque . Editada por AKAL editores

Anuncios
Estándar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s